You are currently browsing the monthly archive for mayo 2014.

 

EL ÁRBOL DE LA CIENCIA DEL BIEN Y DEL MAL.

EDUCAR Y AUTOEDUCARSE  EN EL USO DEL PLACER. —–

INTRODUCCIÓN

            El título del tema expresa cual es el fin del mismo, sencillamente reflexionar acerca del modo como la persona humana puede lograr que los placeres que acompañan las actividades  humanas, sean algo que potencien su perfección y no se conviertan en un impedimento para su logro

            Esta introducción presupone que se cree que los placeres son : 1.- Algo que se da  en la vida humana; 2.- que los placeres no son un fin en si mismos,  sino un medio para el logro de un fin, y esto a pesar de que la persona humana pueda hacer del placer el fin último de su existencia;  en el tema sin embargo,  se parte de que los placeres son en sí mismos un medio y que su conversión en fin  es ya una distorsión de la naturaleza propia  de los placeres   ;  3.-  en consecuencia, que dependiendo de su uso los placeres pueden  ayudar al logro o a la frustación del fin para el que son medio; y 4.- que este uso del placer puede ser objeto de un aprendizaje.

            Estos aspectos  los desarrollaremos de acuerdo con el siguiente esquema:

 1.- Definición y clases de placer.

2.- El circuito biológico del placer.

3.- Cómo lograr que los placeres humanos se conviertan en principio de vida.

4.-Concluyendo

 1.-DEFINICIÓN Y CLASES DE PLACERES.

  ¿Qué es el placer? . El término “placer” no es unívoco sino que es ciertamente un término ambiguo y equívoco y se usa de distintas maneras, pero  en el tema  partimos de esta descripción :Estado emotivo caracterizado por su tonalidad agradable producido  como respuesta del sujeto a la consecución de un  bien.

            En esta descripción se dice que es un estado emotivo, por ello se clasifica dentro de los fenómenos psíquicos humanos pertenecientes a la vida afectiva.

            Se afirma que es un estado que tiene una tonalidad agradable. Otros  términos similares  son : deleite, delicia, gozo, gustoso, – alborozo etc.

            Dependiendo de la facultad en la que se produce el estado placentero    y del bien  que lo determina , se clasifican los placeres en  sensibles  bien relacionados con la sensibilidad externa   o en los sentidos  internos como la memoria, la imaginación, y las facultades superiores del entendimiento y de la voluntad.

            El placer sensible  que  se deriva de disfrutar condiciones saludables relacionadas con la estimulación de los órganos.

            Hay tantos tipos de placeres sensibles cuantos son los sentidos corporales: el producido por el gusto o placer gastronómico; el producido por el tacto :masaje, placer sexual en sus diversas manifestaciones,…; el placer auditivo el placer visual ante un paisaje, una obra artística .. El Placer de la contemplación, participación y goce de lo insólito y desconocido es también una fuente de placer, por ejemplo cuando se trata de espectáculos: una escultura, un edificio (arquitectura), un paseo por un paraje natural, un viaje a un lugar desconocido, la lectura de un libro, etcétera.

            El placer sensible de los sentidos internos se deriva del recreo que provoca en el ser humano la imaginación y la fantasía, el recuerdo de lo agradable,    El placer estético, que mana de la contemplación y disfrute de la belleza.

            El placer intelectual, que nace de la consecución de la verdad en todos los campos,  al ampliar nuestros conocimientos y arrancar secretos a lo desconocido para poder descubrir y satisfacer nuestras necesidades espirituales e intelectuales, y hacer más libre y consciente nuestro actuar.

            El placer lúdico, que deriva de la práctica de cualquier tipo de juego y se encuentra en la raíz de muchos otros tipos de placer.

            El placer emotivo o emocional, que deriva de la empatía al compartir el amor y el afecto de la familia, de entablar y sostener amistad con los iguales y sentirse aceptado por otros seres humanos.

            El placer moral nacido de la adecuación de la conducta humana con la norma de la moralidad.

 EL PLACER DE  SENTIRSE PARTE DE LA NATURALEZA.          

Es casi general la clasificación de los placeres en superiores e inferiores, dicen respecto a esto dos autores que desde el punto de vista filosófico podrían calificarse de empiristas y utilitaristas : Hume (1993, 169): “¿qué comparación podrá haber entre la satisfacción incalculable de la conversación, del trato social y del estudio, incluso de la salud y de las comunes bellezas naturales, pero, sobre todo, de la paz de reflexionar sobre nuestra propia conducta; qué comparación podrá haber, digo, entre estas cosas y los febriles y vacíos placeres del lujo y el gasto?”.         

Conocida es la expresión de Stuart Mill (1974, 33) sobre el asunto: “Es mejor ser un hombre insatisfecho que un cerdo satisfecho, es mejor ser Sócrates insatisfecho, que un loco satisfecho”.

 2.-EL CIRCUITO BIOLÓGICO DEL PLACER Y LA PELIGROSIDAD DE SU DESEQUILIBRIO.

 Es importante conocer este llamado circuito biológico del placer en orden a descubrir la función que tiene el placer en la vida humana.

           Al cerebro le va bien  el placer. Claro, lógico, pero ¿qué función tiene sentir placer? Se sabe  que sentir dolor es una respuesta adaptativa que nos protege del daño, es cuestión de supervivencia. Pues el placer tiene la misma función, es una respuesta adaptativa, pero en este caso, nos infunde la necesidad de repetir conductas placenteras como son beber, comer, o el sexo básicas para la perpetuidad de la especie, y también para conocer, sentir, emocionarse, comunicarse … básicas para el desarrollo pleno de la existencia humana.

             Este sistema no es exclusivo del ser humano, es un sistema primitivo que también poseen la mayoría de las especies cada una a su nivel.

            Pero también presenta sus problemas: funciona tanto con sustancias naturales como artificiales, y puede pasar de ser un mecanismo de protección para el mantenimiento y la generación de vida, a ser destructivo, como es el caso de las adicciones.

            El circuito del placer es un circuito formado por distintas estructuras cerebrales y el neurotransmisor clave es la dopamina. Un neurotransmisor es una sustancia que transmite información de neurona a neurona, así es como “hablan”, pasan  la información de una neurona a la siguiente,  a través de estas sustancias.

            Este paso de información es lo que se conoce como sinapsis. La dopamina por su parte, es uno de los  neurotransmisores más importantes y participa, por ejemplo, en la actividad locomotora, las emociones y procesos cognitivos, regulación endocrina, ingesta de alimentos y de líquidos, en la función cardíaca y renal  entre otros.

            Resumiendo mucho un sistema muy complejo, en condiciones normales, cuando algo nos aporta placer, se libera dopamina desde la neurona al espacio que hay entre ella y la siguiente neurona, es lo que se llama espacio presináptico, en este momento se estimulan los receptores de la siguiente neurona, la neurona postsináptica, y sigue de esta forma de neurona a neurona, activando las distintas áreas cerebrales implicadas en este circuito, la dopamina que sobra se revierte de nuevo a la neurona de origen.

            Dicho circuito, activa también las mismas áreas cerebrales que se activan en la toma de decisiones, y cuando se tiene delante la tentación, estas áreas sopesan las ventajas e inconvenientes a largo plazo y a  corto plazo.

EL CEREBRO ADICTO.            

Algunos individuos son incapaces de resistirse a los beneficios de la recompensa inmediata aun siendo conscientes de los perjuicios a largo plazo, estos individuos tienen un sistema de recompensa sobrestimulado, se trata de un cerebro adicto, la secreción de dopamina provoca la alegría del placer y las ganas de más.

             Esta sobrestimulación hace que los receptores de la siguiente neurona, que recordemos, capta la dopamina que se ha liberado, se alteren, dando lugar a lo que se conoce como tolerancia, necesitando cada vez más cantidad para obtener el mismo placer.

             Recuerdo que estamos hablando de adicciones, y las adicciones pueden ser de muchos tipos, a sustancias, al juego, a la comida, al ejercicio físico, etc.

            En el caso del consumo de drogas,  éstas sustituyen artificialmente los mecanismos naturales del placer y la dependencia es la misma, pero se diferencia en las secuelas físicas, que son de especial gravedad, en las adicciones a sustancias y en el síndrome de abstinencia

            Aunque hay más sistemas involucrados en el sistema de recompensa, como la serotonina o el sistema hormonal, la dopamina es la reina en las adicciones y está involucrada tanto de forma directa como indirecta, y esto ocurre tanto en las adicciones del comportamiento  como en las adicciones a sustancias.

 ( Cf.  Circuito del Placer | Iluminando con psicología psysabel.wordpress.com/2013/08/30/circuito-del-placer/).

 3.-CÓMO LOGRAR QUE LOS PLACERES HUMANOS SE CONVIERTAN EN PRINCIPIO DE VIDA.

 Una respuesta global a esta pregunta  es la que nos da el título del tema que estamos desarrollando: Educar y autoeducarse  en el uso del placer; y ahora añadimos  esta educación tiene como centro la adquisición de la virtud de la templanza.

Hablemos, pues, de la virtud de la templanza.

 3.-1.-Concepto de templanza.

 Se dice que la templanza es una virtud, partimos de que las virtudes, son hábitos que perfeccionan las facultades operativas  humanas.

            La palabra templanza proviene del latín temperantia, en referencia a la moderación de la temperatura; en análogo sentido, el adjetivo templado se aplica al medio entre lo cálido y lo frío, y también a lo que mantiene cierto tipo de equilibrio, cohesión o armonía interna.

            . Realmente la templanza es la virtud que modera el uso de los placeres, no sólo sensibles e instintivos sino también los de orden superior, en orden al equilibrio interior  del propio yo. La templanza tiene como objeto conseguir este orden dentro de uno mismo, en el propio yo.

            Asegura el dominio de la voluntad   guiada por la recta razón sobre todas aquellas fuerzas naturales  destinadas a la realización plena del hombre.

            Estas fuerzas unas son de carácter instintivo como el instinto de conservación del individuo y de la especie, otras son de carácter intelectual como las fuerzas que mueven al hombre a la búsqueda de la verdad y el bien.

            El desequilibrio se produce siempre que se genera en el hombre una adicción:   adicción a los placeres sensibles, al sexo, a la bebida, a los efectos de las drogas etc. adicciones a los placeres  de orden superior.

 DESPUÉS DE UNA BORRACHERA.

3.-2.-Ámbitos del posible desorden a regular por la virtud de la templanza.

 El ámbito de los placeres sensibles: El desequilibrio se produce siempre que se genera en el hombre una adición:  adicción a los placeres sensibles, al sexo, a la bebida, a los efectos de las drogas etc. dando lugar a los vicios de la lujuria, la gula, contrarios a la virtud de la sobriedad, la castidad ..

            En el  ámbito de los placeres superiores : adicción a la propia excelencia,  el  narcisismo  como admiración excesiva y exagerada que siente una persona por sí misma, por su aspecto físico o por sus dotes o cualidades,  al poder, a la fama dando lugar al vicio de la soberbia. Se derivan de la soberbia: la presunción, desprecio, vanagloria, jactancia, orgullo, susceptibilidad etc.

 Y  a la cólera en cuanto se considera un lesión de la propia excelencia contrarios a la virtud de la humildad en cuanto conocimiento de la propia realidad y a la mansedumbre en cuanto restauración del orden lesionado.

            En el ámbito del conocimiento, está el vicio de  la curiosidad que es un apetito desordenado de saber, contrario a la virtud de la estudiósitas.  

            La estudiósitas equivale a mirar las cosas despacio, es aguantar con una idea o un problema hasta dar con la respuesta o con la solución exacta del problema. Son necesarias las paciencia, la precisión y la perseverancia, que además de favorecer el estudio, fortalecen la voluntad de la persona.

            Aristóteles decía que es un instinto que por ser primario, se puede desviar:- a lo ilícito para uno, cosa que también depende de las circunstancias por abandonar otras cosas: una madre que descuida el hogar por saber menos de lo debido. Vicio por exceso: curiositas: apetito por saber cosa inútiles o perjudiciales: por el mal fin que uno da por el mal objeto en sí que uno estudia.

 4.-CONCLUYENDO.

 Casi podemos terminar el tema repitiendo  lo que dijimos al principio del mismo:

Esta introducción presupone que se cree que los placeres son : 1.- Algo que se da  en la vida humana; 2.- que los placeres no son un fin en si mismos,  sino un medio para el logro de un fin,  el de la perfección humana en el campo donde se da el placer, y esto a pesar de que la persona humana pueda hacer del placer el fin último de su existencia;  en el tema sin embargo,  se parte de que los placeres son en sí mismos un medio y que su conversión en fin  es ya una distorsión de la naturaleza propia  de los placeres   ;  3.-  en consecuencia, que dependiendo de su uso los placeres pueden  ayudar al logro o a la frustación del fin para el que son medio; y 4.- que este uso del placer puede ser objeto de un aprendizaje.

            Cabe preguntarse en este momento: ¿Hay algo en el hombre que le permite saber lo que quiere, y lo que es bueno?. La primera respuesta de la historia a esta cuestión: sí lo hay: es bueno todo lo que produzca placer, y malo todo lo contrario.

            Lo que el hombre busca al fondo es lograr todo lo que es placer y rechazar todo lo que es dolor. Y esto tiene bastante ciencia de la vida: la amistad es un placer, incluso la que requiere sacrificio; uno que busca el deber, busca el placer de cumplir el deber; uno que busca tener conciencia tranquila, busca el placer de tener conciencia tranquila.

            El hedonismo tiene bastantes asomos de razón (el hedonismo, digamos, auténtico: el clásico; no el del proceso de macarrización contemporáneo).

            Es placentero tener todas las virtudes. A la corta, es difícil tener las virtudes, pero a la larga es placentero.

            Pero en ese mismo aspecto está el fallo del hedonismo: confunde la felicidad con el placer y hace del placer el fin último de su existencia.. Hay que darse cuenta que en cualquier ética, es importante el bien objetivo. Lo que importa no es el placer sino el bien, el fin último al que hay que dirigir toda la existencia es el desarrollo  el más pleno de la esencia de la persona humana:” llega a ser el que eres” el placer bien regulado puede convertirse en un medio para el logro de este fin.

 QUIZÁS TAMBIÉN LE INTERESE DEL BLOG: EL DIOS DEL CRISTIANISMO.

elbachiller…

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

VIRTUD DE LA  FORTALEZA Y REALIZACIÓN HUMANA, PERSONAL Y SOCIAL.

 Comenzaremos nuestro tema  exponiendo su sentido y recordando algunas nociones  ya expuestas en otros temas de esta misma CATEGORIA  del Blog. ( Cf.Subcategorías anteriores).

 1.-Acerca del sentido del tema.

2.-¿ De qué fortaleza hablamos ?

3.- Relación entre la fortaleza y la violencia.

4.-Fortaleza y realización humana.

                                               

1.-ACERCA  DEL SENTIDO DEL TEMA.

Como indica  su título se pretende mostrar  que la virtud de la fortaleza es una virtud absolutamente necesaria para la realización humana y no sólo la individual sino también la colectiva.

El tema tras analizar que se entiende por fortaleza terminará mostrando que la virtud de la fortaleza sería un buen medio para el logro de esa realización.   

 Una sociedad en la que se multiplican las ofertas placenteras en muchos de los ámbitos de la vida humana, no facilita, seguramente, el logro de este objetivo. El tema da una respuesta global para el logro de este objetivo  y es esta: Educar en la fortaleza.

2.-¿ DE QUÉ FORTALEZA HABLAMOS ?

Hablamos  de la virtud de la fortaleza.

Siguiendo la terminología aristotélico-tomista , se entiende por virtud un hábito operativo bueno  y en cuanto hábito, adquirido , que viene a perfeccionar y reforzar alguna de   las facultades humanas para, el logro de determinados fines moralmente buenos

En el caso de la virtud de la fortaleza, hay que comenzar por decir que ésta virtud  perfecciona  y refuerza una tendencia humana , que los clásicos llamaban apetito irascible,   que tiene como fin alcanzar un bien arduo, dificultoso o de evitar un mal o peligroso .

Esta tendencia , reacciona, como cualquier tendencia, después de un conocimiento, en este caso, de un conocimiento sensible, de un conocimiento captado por los sentidos ,   por cualquiera de los sentidos, por uno  varios o todos, los cinco sentidos ,o bien por un conocimiento de la sensibilidad interna: la memoria y la imaginación  sensitivas.

            Pongamos algunos ejemplos aparentemente simples  . Si una persona   ve  en un río  un producto comestible, por ejemplo un pescado, tras la vista del mismo lo apetece pero para conseguirlo necesita hacer un gran esfuerzo porque se tiene que meter en el agua que está fría  y que  en determinados momentos  puede llegar a cubrirle, etc. si no tiene  fortaleza  terminará por dejar de  ir a capturar el pez, por el contrario si tiene fortaleza, si es valiente , arrostrará la dificultad y hará lo necesario para capturar el pez a pesar de las dificultades.

Si un joven desea llegar a ser un deportista de élite, o un médico, o un buen maestro albañil , torero  etc. si carece de valor  o de la fortaleza, abandonará esos objetivos después de conocer las dificultades que entrañan, la dedicación, el tiempo … Mientras que   si es fuerte y ha adquirido el hábito de luchar contra las dificultades no abandonará .Otros ejemplos , supongamos que una persona escucha un gran ruido y lo identifica como una tormenta , tras ese conocimiento  una persona que no ha desarrollado la fortaleza puede reaccionar muriéndose de miedo.

BRILLANDO Y DANDO LUZ EN MEDIO DE LAS TINIEBLAS.

Como se ve la fortaleza es un hábito adquirido que refuerza y perfecciona una tendencia, este refuerzo permite a quien lo posee  vencer las dificultades y quitar los temores, pero ese refuerzo puede a veces producir  efectos desequilibrados  dando lugar a un comportamiento audaz  en extremo o temerario que no sólo le haga vencer las dificultades en el logro de sus objetivos, sino que dé pie al nacimiento de nuevos peligros y dificultades  mayores que las que se pretenden quitar, por esto las reacciones  producidas por  la tendencia tienen que estar siempre regulados por la voluntad  regida por la razón , esto hará  que la fortaleza sea realmente un hábito humano .

            Pero con lo dicho ese hábito  aún no se puede calificar como virtud , para que este calificativo se pueda aplicar al hábito, es necesario , que la razón que regula la voluntad sea la recta razón, de este modo el hábito se convertirá en virtud, en un hábito estable y permanente  operativo bueno, con una  bondad de carácter moral.

            . Nótese que el fin de la fortaleza en cuanto virtud, no consiste principalmente en superar temores y audacias, sino en moderarlos en razón de y para obrar el bien. No sólo ordenar estos al bien, pues también se es fuerte ordenándose al mal y eso no es verdadera fortaleza, pues hace al hombre malo.

            Son virtudes derivadas de la fortaleza la magnanimidad y la magnificencia, que emprenden obras grandes con mucho coraje y confianza, a pesar de los grandes dispendios que van a exigir.

LA COBARDÍA DE PONCIO PILATOS.

3.-VICIOS CONTRARIOS A LA VIRTUD DE LA FORTALEZA.

            Todo aquello que constituye un desorden del temor o de la audacia. Teniendo en cuenta que la fortaleza no elimina el temor, sino que lo ordena conforme a las exigencias de la razón:

1. Por defecto: temor, timidez, cobardía. La pasión del miedo, en sí misma, no es mala mientras no se oponga a las exigencias de la razón (= miedo justo, razonable, etc.);

2. Por exceso: impavidez, afobia, intimiditas. Propiamente es la afobia, no tener temor cuando es razonable tenerlo. Sera impropio identificar la ausencia de temor con la fortaleza: son algo distinto. La fortaleza no adultera la realidad, sino que la acepta tal cual es: temor racional ante el mal real; sin la fortaleza, en la vida práctica que no está exenta de los males reales, puede derivarse o hacia la desesperación originada por el hastío vital, o hacia la temeridad originada por el optimismo instintivo.

 

4.-RELACIÓN ENTRE FORTALEZA Y VIOLENCIA.

 Una  frase que se escucha muchas veces es la que afirma:,  tal persona tiene un carácter fuerte, o es un hombre de carácter o mi madre tiene mucho carácter etc. el significado que se da en la mayoria de los casos  a estas locuciones  aplicadas a personas  calificadas de poseer un carácter fuerte; es que son  dominantes. Todo tiene que ser como ellos quieren en el momento que lo desean. Y por estos rasgos del carácter se les atribuye la supuesta fortaleza.

            Y estas personas, evidentemente, no tienen un carácter fuerte, sino todo lo contrario, muy débil, pues son presas de sus emociones, de sus impulsos, de sus caprichos. El carácter débil es excitable, tornadizo, manipulable, con facilidad se le saca de sus casillas. También, poco tolerante de  las frustraciones, impresionable, sugestionable, emocionable, dubitativo, etc.  

            El carácter positivamente  fuerte, dotado de la virtud de la fortaleza ,es el que tiene capacidad de adaptación ante las diversas situaciones,   que hace en cada momento lo debido, es capaz de inhibir sus impulsos, si la situación lo requiere, es dueño de sí y no una víctima de sus emociones, no es violento en sus manifestaciones de ira, reconoce sus limitaciones y su fortaleza, y tiene en cuenta las opiniones de los demás aun cuando no muestren puntos de coincidencia con las suyas.

En conclusión, la virtud de la fortaleza no es fuente de un trato violento hacia los demás , la violencia en las relaciones no es signo de fortaleza sino más bien de debilidad.

Hay otro tipo de violencia que se puede decir que está en la misma entraña de la fortaleza: es la violencia que uno tiene que ejercer sobre sí mismo, controlando sus malos impulsos, venciendo sus inclinaciones  a hacer  siempre lo más fácil. Naturalmente  este tipo de violencia  si nace de la virtud de la fortaleza.

MAGAHTMA GANDHI

 5.- FORTALEZA Y PERFECCIÓN HUMANA.

 Uno de los efectos de la fortaleza es ayudar al logro de la perfección de la persona humana, en cuanto humana. La persona humana es el único ser de la creación que tiene a su cargo la realización de su ser, a quien no se le da hecho lo que puede ser, sino que debido a su libertad tiene que afrontar la tarea de hacerse a sí mismo por el desarrollo de sus posibilidades  implícitas en su esencia.

            Este objetivo , como dice la experiencia , no es nada fácil, al hombre o a la mujer no se le regala nada .

            Practicar la fortaleza es, algo que  nos sirve en la vida cotidiana para ayudarnos a hacerle frente a dificultades o a peligros que pondrían en riesgo nuestro real ser de personas.

            La perfección humana de la que hablamos se puede alcanzar en el ejercicio de cualquier ocupación , porque se trata de la perfección moral, por eso el prototipo de la humanidad, dígámoslo,  es el santo, como decía Sócrates frente sofistas, el hombre virtuoso. Fortaleza es fortitudo mentis, pues consiste en una actividad fortísima del alma para adherirse firme y constantemente al bien, a pesar de las dificultades, al  Bien con mayúsculas, al bien propio y especialmente a al bien de los demás.

            Por otro lado la fortaleza es necesaria para el ejercicio de cualquier otra virtud, cualquier virtud moral tiene sus propios peligros, sus propias dificultades  y para solucionarlas necesita ser fuerte.

            Finalmente  la fortaleza en cuanto ayuda , a ser el que eres, a la realización de la persona humana es también la raíz de la felicidad correspondiente a la persona humana: ” llega a ser el que eres. “

            Por todo ello la necesidad de educar en la virtud de la fortaleza. Un mundo hecho de santos sería un anticipo del Reino de Dios. Como decía Lenin : Hacen falta muchos Franciscos de Asís para implantar el comunismo.

            O mejor como dice el Libro de los Hechos de los Apóstoles:  “Los hermanos eran constantes en escuchar la enseñanza de los apóstoles, en lavida común, en la fracción del pan y en las oraciones. Todo el mundo estabaimpresionado por los muchos prodigios y signos que los apóstoles hacían en Jerusalén. Los creyentes vivían todos unidos y lo tenían todo en común; vendían sus posesiones y, bienes, y lo repartían entre todos, según la necesidad de cada uno. A diario acudían al templo todos unidos, celebraban la fracción del pan en las casas ycomían juntos, alabando a Dios con alegría y de todo corazón; eran bien vistos detodo el pueblo, y día tras día el Señor iba agregando al grupo los que se iban salvando. “( Hechos 2, 42-47).

  QUIZÁS TAMBIÉN   LE INTERESE DEL BLOG:  CUANDO LA ESTRUCTURA SOCIAL IMPULSA AL SUICIDIO.    

 bachillersansoncarrasco.

———– ¿ CÓMO EDUCAR EN LA  VIRTUD DE LA JUSTICIA EN UN MUNDO DOMINADO POR EL EGOÍSMO ?

            Tema este difícil, con grandes implicaciones , pues la virtud de la justicia, afecta al resto de las virtudes morales.  

Lo redactaremos  ateniéndonos al siguiente esquema:

 1.- La virtud de la justicia.

2.- División y clases de justicia.

3.-Virtudes anexas a la virtud de la justicia.

4.-La educación moral  humana como base de las relaciones  humanas.

5.-¿ Cómo educar en la justicia ?

6.-Sentencias relacionadas con la virtud de la justicia.

7.-Las reglas para medir la justicia.

LA EXPULSIÓN DE LOS MERCADERES DEL TEMPLO. EL GRECO.

 1.-LA VIRTUD DE LA JUSTICIA.

 La justicia consiste en la constante y firme voluntad de dar al prójimo lo que  se le debe dar, lo que le pertenece.

            Se dice en esta definición:

             1. La justicia consiste en la constante  y firme voluntad, esta nota le corresponde a la justicia en cuanto que es una virtud, pues la virtud en general  es un  hábito, algo permanente, que perfecciona , en este caso, la voluntad.

            2.- De dar al prójimo: la justicia es una virtud que está orientada  hacia los demás. Es la virtud que regula nuestro trato con las demás personas. Cualquiera de las clases de justicia tiene como término a las personas, bien sea en cuanto individuos, bien en cuanto miembros de una entidad nacional, bien en cuanto miembros  integrantes de la humanidad.

            3.- ” Lo que se le debe, lo que le pertenece.” Lo que es suyo. A cada persona le pertenece en primer lugar todo aquello a lo que como persona tiene derecho, de tal forma que es a partir de esta concepción  han de surgir los derechos humanos como cuando se dice: la persona en cuanto persona tiene derecho a… pero también la determinación de lo que es una conducta, un comportamiento correcto, y a su vez  la determinación de lo que es una situación correcta.

 

2.-DIVISIÓN Y CLASES DE JUSTICIA.

            Justicia Conmutativa: . Para los tomistas seguidores del pensamiento de Tomás de Aquino  , la justicia conmutativa regula la relación de los individuos entre si.

             Para que esta relación sea justa se requiere que sea aritméticamente igual, es decir la justicia conmutativa es la igualdad o equilibrio en el intercambio de bienes entre individuos ; es justa la igualdad de trato en las relaciones comerciales, si alguien vende una casa, no sería justo que se le pagase con un par de sandalias.

            La igualdad de valor de los bienes que se intercambian es una condición básica para que el trato pueda considerarse justo. La palabra proviene del latín conmutare, que significa ‘intercambiar’, los bienes que se intercambian pueden ser de  orden material pero también de orden inmaterial,  el trabajo, ideas , inventos, patentes etc, etc.

             Justicia Distributiva: regula la relación de la comunidad con cada uno de sus miembros, dar lo que  le corresponde  a cada persona en cuanto miembro  de la sociedad,  bien según  sus derechos naturales en cuanto persona  o bien  adquiridos . Esta justicia no se atiene a la igualdad sino a la proporcionalidad, según la aportación de los miembros al bien común.

            El  deber  de dar a cada miembro lo que le corresponde  radica en los poderes públicos que ejercen tal deber  a través de las leyes justas, leyes que abarcan

            Anexo a este deber está el derecho de los poderes de poder castigar a los infractores de las leyes en cuanto los mismos perjudican el bien común de todos los ciudadanos. Este poder es llamado por algunos justicia  vindicativa.

            Justicia Legal  que regula la relación de los individuos en cuanto ciudadanos o miembros  de un pueblo con la sociedad.

        El deber de los ciudadanos se concreta en el cumplimiento  de las leyes  justas emanadas de los poderes de la sociedad .

            Justicia Social: Hoy se habla y ya a partir del siglo XIX  de un tipo de justicia denominada  social.

            De acuerdo con las clasificación aristotélico- tomista la llamada justicia social es la misma justicia distributiva en sus dos vertientes.Las funciones de la justicia distributiva  en cuanto llamada a la solución  de la llamada cuestión social podría denominarse  justicia social.

            En la actualidad esta cuestión social  alcanza unas dimensiones   completamente nuevas por el hecho de la multiplicación de las relaciones de todo tipo entre los pueblos y naciones del planeta.

            Estas relaciones pueden ser beneficiosa para el bien común de todos los pueblos  si se fundamentan en una leyes internacionales justas, pero a su vez, una gran fuente de injusticias si estas relaciones tienen como base el poderío ,  la fuerza,  y las desigualdades  de unas naciones frente a otras.

3.- VIRTUDES INCLUÍDAS EN LA JUSTICIA. ANEXAS A LA MISMA.

 Entre las virtudes anexas a la justicia están:

             La  religiónque regula las relaciones del hombre creyente  con Dios, y lo dispone a darle el culto debido a su Creador.

            La  piedadque nos dispone al cumplimiento de los deberes debidos a nuestros padres y a la nación o patria

            La gratitud, que nos inclina a reconocer los beneficios recibidos de los demás.

           La liberalidad, que restringe el desmedido afán por la riqueza; haciendo que las personas sean desprendidas y no tacañas y egoístas..

          La afabilidad, por la cual uno está adecuadamente adaptado a sus conciudadanos  en las relaciones sociales para tratarlos apropiadamente.

           Todas estas virtudes morales, así como la justicia misma, regula al hombre en su trato con los demás haciéndolo respetuoso, tolerante, enemigo de enjuiciar comportamientos de los demás etc.

 

3.-LA EDUCACIÓN MORAL HUMANA COMO BASE DE LAS RELACIONES ENTRE PERSONAS.

  Decíamos  en uno de los Temas de esta CATEGORIA:Adquirir virtudes y rechazar vicios el mejor camino para una buena educación moral, ahora queremos subrayar que hablamos de una educación moral humana, o como algunos dicen humanista.

            En este aspecto hay que decir  que en  muchos campos en los  que se   podía educar a las personas, de toda edad, clase y condición, hay verdaderos vacíos así : en los medios de comunicación, en las tertulias, en las legislaciones,  en las películas, en internet …

            Llama la atención hacer notar como algunos centros educativos  se anuncian  diciendo que en el mismo se ofrece una formación humanista, como si pudiera darse una verdadera educación sin ser humanista.

            Posiblemente con el término se quiere indicar que la educación moral, en valores humanos, en virtudes humanas ocupa  un lugar en las enseñanzas de tal centro.

            En este caso se puede afirmar que el más efectivo medio  para el logro de la justicia en todos los ámbitos de las relaciones humanas    es la educación en la justicia.

 4.-¿ COMO EDUCAR EN LA JUSTICIA?

 A la hora de  hablar del cómo educar en la justicia tenemos presentes no sólo a los niños, adolescentes y jóvenes sino a toda clase de personas.

 

A)  Virtudes y valores humanos, imprescindibles para que la justicia sea verdadera:

 Si las personas  no  conocen o no quieren conocer , las virtudes y valores humanos imprescindibles para que la justicia sea completa, difícilmente llegarán a ser unas personas justas.

            Enumeramos algunas de estas virtudes y valores con una escueta definición de las mismas:  

  Caridad: Actitud que impulsa a interesarse por las demás personas y a querer ayudarlas, especialmente a las más necesitadas cuando esta ayuda no es exigida por justicia.

Coherencia. Cualidad de la persona que actúa en consecuencia con sus ideas o con lo que dice y predica.

Compasión : Sentimiento de tristeza que produce el ver padecer a alguien y que impulsa a aliviar su dolor o sufrimiento, a remediarlo o a evitarlo.

Conciencia. Conocimiento que el ser humano tiene de su propia existencia, de sus estados y especialmente  de sus actos, expresado en el clásico  : conócete a tí mismo”.

 Escuchar. Prestar atención a lo que se oye especialmente a los avisos y consejos.

Ecuanimidad: Imparcialidad en el juicio y en consecuencia los comportamiento

 Ejemplaridad : Persona o cosa digna de ser imitada por sus buenas cualidades.

Entereza: Cualidad de la persona que afronta un problema o dificultad con serenidad y fortaleza.

Equidad. Cualidad que consiste en no favorecer en el trato a una persona perjudicando a otra, evitando favoristismo y nepotismo. Ausencia de inclinación en favor o en contra de una persona o cosa al obrar o al juzgar un asunto.

Moralidad: Cualidad por la que una persona se puede considerar moralmente buena.

            Estas virtudes  y valores son igualmente necesarios a nivel comunitario, de sociedades, pueblos y naciones.

  EL JUICIO FINAL. MIGUEL ÁNGEL. CAPILLA SIXTINA.

B). Defectos  que impiden que la justicia sea verdadera:

 Arbitrariedad :Forma de actuar basada solo en la voluntad o en el capricho y que no obedece a principios dictados por la razón, la lógica o las leyes

Atropello:Abuso o acción injusta que se comete contra una persona, causándole un grave daño o perjuicio.

Inmoralidad: Vicio por la que una persona se puede considerar moralmente mala.

Rencor: Sentimiento de hostilidad o gran resentimiento hacia personas, grupos, instituciones, etc. a causa de una ofensa o un daño recibidos

.

 EL JUICIO DEL REY SALOMÓN.

5.-SENTENCIAS RELACIONADAS CON LA JUSTICIA.

  

            Es mejor sufrir una injusticia, que cometerla.

            Hay que ser justos, antes que generosos.

            Donde hay justicia, no hay pobreza.

            Donde no hay caridad, no puede haber justicia.

            Es fácil ser bueno; lo difícil es ser justo.

            La caridad comienza en mi casa, y la justicia en la puerta siguiente.

            La injusticia hecha a uno sólo, es una amenaza dirigida a todos.

            La injusticia es horrible, ejercida contra un indefenso.

            La justicia, es la verdad en acción.

            La justicia se defiende con la razón y no con las armas.

            No se pierde nada con la paz y puede perderse todo con la guerra.

            La justicia verdadera y progresiva, nace del amor.

            No hay paz sin justicia, no hay justicia sin perdón.

            La justicia es el control de nuestras ambiciones, para evitar el conflicto continuo con los demás.

            Si quieres la paz lucha por la justicia.

            Una cualidad de la justicia es hacerla pronto y sin dilaciones; hacerla esperar, es injusticia.

            No hagas a otro, lo que no quieras que te hagan a ti.

            No hay justicia cuando el cielo se vacía de Dios, entonces la tierra se llena de ídolos.

            No hay, ni habrá justicia, sin amor.

            No juzguéis, para que no seáis juzgados.

            No puede haber justicia, si no somos capaces de ponernos en lugar del otro.

 

6.-LAS  REGLAS PARA  MEDIR LA JUSTICIA.

  La regla para medir la justicia no siempre es la ley judicial, lo es también la ley moral natural, las normas sociales y las costumbres.

            La justicia verdadera no es actuar según las leyes judiciales, pues estas pueden ser tan injustas como el que las cumple.

            De hecho, hay leyes aprobadas por referéndum, por jueces o por partidos elegidos democráticamente, que fueron y son terrorismo de Estado y sin embargo han quedado sin castigar.

            Por desgracia hay leyes que reflejan la degradación moral de la mayoría de un pueblo, principalmente cuando se aprueban por referéndum leyes racistas que crean, protegen o instigan:

Los crímenes contra la humanidad, la conculcación de los derechos humanos, la esclavitud, las guerras, las llamadas guerras santas, el aborto, la eutanasia, el consumo de drogas, la degradaciòn de la naturaleza y las desigualdades sociales, las desigualdades entre los pueblos y naciones.

TERRORISMO RELIGIOSO

Esta degradación llega a su máximo grado cuando injusticias de este tipo se hacen en nombre Dios. Algunas leyes injustas, pretenden algo tan extraño como convertir el delito en derecho.             La justicia no siempre es correcta, por lo tanto debemos cuestionarnos si tenemos obligación de acatarla, además de intentar luchar para conseguir anularla o enmendarla. No podemos ser colaboradores de las injusticias, que perjudican a la sociedad y sobre todo, cuando perjudican a los más débiles.

            La ley moral y las principales leyes humanas, han establecido que la obediencia ciega, no exime de la responsabilidad individual de las personas involucradas en los hechos. Hay un viejo refrán que dice: Tanta culpa tiene quien mata la vaca, como el que le sujeta las patas.

(Cf.http://www.es.catholic.net/educadorescatolicos/757/2415/articulo.php?id)

 

QUIZÁS TAMBIÉN LE INTERESE DEL BLOG: QUIEN NO RESPETA LA DIGNIDAD DE LA PERSONA HUMANA NO ES APTO PARA LA CONVIVENCIA SOCIAL.

 bachillersansoncarrasco.

           

             

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: